Tomo 2 Revista Manifiesto

download Tomo 2 Revista Manifiesto

of 56

  • date post

    29-Mar-2016
  • Category

    Documents

  • view

    223
  • download

    4

Embed Size (px)

description

Organo de opinión y debate de Bravo Sur

Transcript of Tomo 2 Revista Manifiesto

  • NAo 1 2012

    Costo nico 10,00 Bsf

    2

    rgano de opinin y debate de Bravo Sur

  • CONTENIDOpag.3

    pag.5

    CREACIN DE LA LOT / Liliana Fonseca - Bravo Sur1

    2 La corrupcin y el burocratismo Comportamientos naturales del capitalismo / Fidel Martnez - Bravo Sur

    pag.8

    pag.11

    3

    4

    El papel de las Organizaciones de Base en el Trabajo Comunitario / Luis Alberto Lozada - Bravo Sur

    Marco histrico del Caracazo y el 4F/ Jhonatan (Ho Chi Minh) - Bravo Sur

    pag.145 27-F: Cuna del 4 de Febrero / Manuel Casique - Bravo Sur

    pag.176 El 4F como referente del proceso bolivariano/ Karen Rodrguez - Bravo Sur

    pag.217 Hollywood y la vida real / Jos Contreras - Bravo Sur

    pag.23

    pag.25

    pag.28

    pag.31

    pag.33

    pag.38

    pag.40

    pag.42

    pag.43

    pag.45

    pag.47

    8

    9

    10

    11

    12

    13

    14

    15

    16

    17

    18

    SUB - VERSOS

    Batalla de la Victoria: 12 de febrero de 1814 / Edgar Seide - Bravo Sur

    El Imperialismo Norteamericano y sus Pretensiones Hegemnicas a Escala Global / Fabio El negro - Corredor NorOeste

    La presencia materna en el proceso de crianza / Cristel Carapaica - Bravo Sur

    Cmo concebimos el amor; cmo amamos aquellos que andamos en la construccin de un modo de vida distinto? / Rossmary Velsquez - Bravo Sur

    El Gran Polo Patritico: Por la unidad del pueblo, la revolucin y el socialismo. / Gustavo Gmez - Bravo Sur

    El futbol nacional y la revolucin

    La Lucha de un Nuevo Rostro / Neyda Lugo - Bravo Sur

    Liceos y juventud, blancos sensibles / Norwy Lugo - Bravo Sur

    Grupo Ecologista + Verde: Rompamos Paradigmas / Claudio Gonzlez Luna

    Luchas y Dinmicas de Bravo Sur

  • N 2 - Ao 1 - 2012 EDITORIALTena 10 aos, cuando una ma-drugada me despierta un gran grito. Era mi vecino, que lanzaba risas, car-cajadas, chistes. La felicidad que pro-yectaba ese hombre me sorprenda y yo preguntaba a mi pap qu era lo que pasaba. Luego comprend que haba un golpe de estado y que todo el barrio sala a la calle o se quedaba frente al televisor porque ya estaban artos. Hartos de qu? artos de toda una historia de maltratos y de derro-tas ante esos poderosos que estn arriba y que todo el mundo sabe que estn all, pero la mayora sin termi-nar de rebelarse todava contra ellos. Este muchachito, que vivi eso en la madrugada del 4 de febrero del 92, tuvo la oportunidad de ver y sentir en carne propia lo que era un suce-so poltico trascendental, hijo de las luchas independentistas, de las luchas revolucionarias y guerrilleras de d-cadas pasadas y de la explosin po-pular del 27-F del 89. Ese nio, a los 7 aos, tambin vivi, aunque menos consciente an, El Caracazo; estalli-do social que aglutin a una cantidad enorme de indignacin popular, olas de gente salan a la calle a rebelarse, consciente e inconscientemente, en contra de las normas, leyes y todo lo que se pareciera a la represin y control del estado venezolano. No hubo vanguardia ni organizacin re-volucionaria de avanzada que unifi-cara todas las fuerzas populares, en funcin de un programa poltico. Sin embargo, hubo como nunca, una de-mostracin de la energa, capacida-des y decisin de este pueblo para enfrentarse al capitalismo. Ya no slo eran las ansias de liberacin nacio-

    Comit Editorial

    Fidel MartnezManuel EstradaHo Chi Minh

    Diseo y Diagramacin

    Ulises Rivero

    Corresponsalas y fotografa

    Norwi LugoClaudio Gonzlez

    Ilustraciones

    Karen RodrguezJavier ChacnUlises Rivero

    Colaboradores

    Fabio El negro - Corredor NorOesteAlcides MaldonadoRamn Mendoza - El Cayapo

    rgano de opinin y debate de la Organizacin Poltica Revolucionaria

    Bravo Sur

    Contactos: revistamanifiesto@gmail.com @r_manifiesto (twitter)

    2

    nal, de independencia al imperio, sino la necesidad de vencer la reali-dad miserable que impone el capital. Tres aos despus surge un suceso poltico no menos importante, dife-rente, pero extremadamente vincu-lado. Era sistematizacin de parte de las luchas en dcadas anteriores, que mediante aos de conspiracin dentro de las Fuerzas Armadas, lo-gr consolidar una vanguardia que se propuso luchar por el poder poltico en rebelda a todas esas in-justicias neoliberales. Ese punto de inflexin que signific el intento del Golpe, abre una puerta fundamental, que desde ese momento y hasta hoy, se visualiza como el Proceso Bo-livariano, construccin social que hoy es bandera para los pobres de Venezuela y el Mundo, y es el inicio para la consolidacin de la revolu-ciones socialistas, que en los prxi-mos tiempos arroparn a todo el Bravo Sur!

    NAo 1 2012 2

  • Se vislumbra una posibilidad de nuevas reivindicaciones para la clase trabajadora venezolana con la promulgacin de una nueva ley orgnica del trabajo o reforma de ella (ese tema no queda claro). sta es una de las leyes neurlgicas del pas ya que, son los trabajadores y trabajado-ras que con su fuerza de trabajo producen riquezas y aun as, sufren en carne propia los embates de una legislacin laboral contradictoria en s misma, instrumento de la burguesa para violentar los derechos labo-rales de los mismos, un instrumento legal regulador de las relaciones laborales entre el patrn y el trabajador. Siendo as, cmo es posible que actualmente los procesos de sanciones y multas contempladas en la misma, sean insignificantes y ni siquiera considerables para el patrn?. Entonces se escuchan frases tales como: no te reengancho y punto, puedes demandar si te da la gana pero en mi empresa no te quiero cmo es posible?, pues lo es!. Como lo mencion anteriormente, las contradicciones se dejan ver da a da; se establece en un artculo, que los derechos laborales son irrenunciables, pero ms adelante, en otro, le da la posibilidad de negociar los mismos o peor an, le da la potes-tad al patrn de ponerle precio a tus derechos y punto, y qu sucede entonces cuando un trabajador o trabajadora decide no negociar sus derechos?, empieza la historia de nunca acabar en un proceso legal laboral interminable, inhumano, desgastante, que termina con toda es-peranza, adems con el bolsillo del mismo. Todos los das se aperturan amparos laborales a causa de despidos injustificados o no y cmo es posible tal situacin?, en la prctica diaria se sigue maltratando a los trabajadores y trabajadoras, que ante tal situacin sucumben en sus luchas, debido al desgaste ante los trmites burocrticos generados por la institucionalidad, basados en la actual ley.

    3

    Creacin de la LOT / Liliana Fonseca - Bravo Sur

    Son los trabaja-

    dores y trabajadoras

    que con su fuerza de trabajo

    producen riquezas y aun

    as, sufren en carne propia los

    embates de una legislacin

    laboral contradictoria

    en s misma

  • En este gobierno se ha logrado contar con algunas juris-prudencias a favor de los trabajadores y trabajadoras, dentro de las cuales podemos mencionar: 9 aos consecutivos de decretos de inamovilidad laboral; beneficio de bono de ali-mentacin; aumentos de salario todos los aos en porcentajes nunca vistos en nuestro pas, una ley de proteccin a la familia, reconocimiento de derechos laborales de las trabajadoras del servicio domstico, pero a pesar de todo lo mencionado, an se siguen violentando los derechos laborales de la clase, ya que, el patrn buscar todas las formas de no cumplir con las mismas.

    Cabe destacar, que en el momento oscuro de nuestra histo-ria en esa dcada fatal de los noventa, se promulg una refor-ma laboral totalmente dominada por la burguesa, una tripar-tita donde se supona habra representacin en defensa de la clase trabajadora a travs de la CTV (Central de Trabajadores de Venezuela) y del Ministerio del Trabajo, donde participaba tambin FEDECAMARAS por los empresarios. Para nada se protegieron los derechos de los mismos; todo lo contrario, borraron de un plumazo el rgimen de prestaciones sociales de los trabajadores, por lo que esta triloga violent todos los derechos de esta clase y utilizaron su podero econmico y poltico para ir en menoscabo y deterioro de sta, quedando desprotegida y vulnerable ante los embates de la clase opre-sora unida al gobierno de turno.

    Es importante entonces reflexionar sobre la importancia del momento histrico que vivimos y del cual somos partcipes. Debemos dar la lucha por la creacin de una ley del trabajo clasista, no slo reivindicativa sino que permita la defensa de los derechos laborales, la organizacin de la misma en nuevas formas adaptadas a los cambios polticos y econmicos que se han dado en el pas, necesarios para la consolidacin del

    Creacin de la LOT / Liliana Fonseca - Bravo Sur

    4

    Proceso Revolucionario, que garantice la esta-bilidad laboral absoluta, sin negociacin de los derechos laborales, as como la formacin pol-tica constante de la clase trabajadora, que per-mita elevar los niveles de conciencia y dar los saltos cualitativos necesarios para impulsar los cambios estructurales que amerita el Proceso.Ahora es el tiempo necesario para fortalecer las luchas de la clase trabajadora, es el momen-to de discutir, proponer, participar, incidir en la creacin de una nueva ley que debe estar adaptada a los nuevos tiempos, este instru-mento legal debe ser debatido en las fbricas, con los sindicatos, delegados y delegadas de prevencin, trabajadores y trabajadoras, todos aquellos que vendan su fuerza de trabajo para subsistir. Las organizaciones polticas debemos incidir, no podemos sentarnos a esperar la promulgacin de la nueva ley, es imprescindible que este instrumento recoja en su contenido las propuestas de las asambleas de los diferen-tes espacios laborales que de la base se ge-neren; debemos estar consientes de que sta es la oportunidad que se esperaba desde haca muchos aos, no podemos darnos el lujo de ve